Robótica

La primera entrega en camión autónomo amenaza el futuro de los camioneros

2.000 cajas de Budweiser viajaron casi 200 kilómetros controladas por un camión autónomo de Otto, que asegura que sus planes incluyen pilotos humanos para la primera y última parte del trayecto

  • Jueves, 27 de octubre de 2016
  • Por Jamie Condliffe
  • Traducido por Teresa Woods

Un camión de cerveza ha entrado rodando en Colorado Springs (EEUU). Podría parecer un acontecimiento poco reseñable, pero en este caso realmente fue el camión quien hizo todo el trabajo duro, ya que se conducía sólo.

Otto, la empresa de camiones autónomos responsable de la entrega, ya había anunciado que empezaría a entregar productos en almacenes y tiendas el año que viene, pero parece haber superado incluso sus propias predicciones.

El recorrido fue modesto, según Bloomberg, de algo menos de 200 kilómetros. Pero la demostración sugiere que los camiones autónomos están mucho más cerca de las aplicaciones comerciales que los coches autónomos.


Crédito: Otto.

No todos se sentirán cómodos con el avance. Como señaló recientemente Farhad Manjoo en el The New York Times, los camiones autónomos tienen el potencial alterar la economía. Si un semirremolque puede realizar entregas durante todo el día, las redes de distribución serán transformadas y se perderán empleos de conductor. Tal es el impacto de la tecnología sobre el empleo.

Pero Otto asegura que no tiene planes de eliminar los empleos de los camioneros en un futuro próximo, sólo de cambiarlos.

El camión que portaba todas esas Budweisers tenía un conductor humano para el trayecto entre la fábrica de cerveza hasta la carretera y de nuevo para el último tramo del viaje, y sólo se puso al volante una vez durante la parte autónoma del recorrido. En una entrevista con Wired, el cofundador de Otto Lior Ron dijo que ese es el modelo que tiene en mente la empresa, al menos a corto plazo: los humanos controlarían el camión durante el primer y último kilómetro del trayecto, y el sistema autónomo de Otto controlaría la conducción entre medias.

Al igual que todas las iniciativas de conducción autónoma, Otto, que fue adquirida recientemente por Uber, se enfrenta a un paisaje legal incierto. Muchos países aún no han informado sobre cómo planean regular los camiones autónomos. Y aunque actualmente está probando una pequeña flota de camiones en carreteras de California (EEUU), la empresa no ha dado ninguna indicación de encontrarse cerca de poder realizar un despliegue comercial a gran escala.

Aun así, puede que no falte mucho para ver un camión en carretera, echar un vistazo a la cabina y descubrir que está vacía.

(Para saber más: Wired, Bloomberg, Uber Is Betting We’ll See Driverless 18-Wheelers Before Taxis, El mejor amigo del camionero podría ser un camión que se conduce solo, Uber and Amazon Want to Muscle In on the Shipping Industry)

Para comentar, por favor accede a tu cuenta o regístrate

¿Olvidaste tu contraseña?

Informes Especiales

El futuro de la medicina: un tratamiento para cada paciente

Una ola de avances científicos e inversiones financieras puede estar a punto de marcar el nacimiento de una nueva era de atención sanitaria marcada por la personalización y la precisión. Bienvenidos al futuro de la medicina.

Otros Informes Especiales

Advertisement
Advertisement
Publicidad